Cómo elegir un buen cepillo de dientes

Para muchos de nosotros, elegir un cepillo de dientes es tan sencillo como respirar oxígeno. Todos se cepillan igual, ¿verdad? Pues no es así exactamente. La verdad es que no todos los cepillos de dientes son iguales.

Para elegir el mejor cepillo de dientes, debes fijarte en factores como el tamaño del cabezal, la forma y el tipo de cerdas. A continuación exploramos las 4 cosas más importantes que debes considerar al elegir el mejor cepillo de dientes.

Debes tener en cuenta:

  • El tamaño del cabezal del cepillo
  • El tipo de cerdas
  • Cerdas redondeadas o rectas
  • Los cepillos de dientes manuales frente a los eléctricos

Consejos para elegir el mejor cepillo de dientes

1. El tamaño del cabezal del cepillo

El tamaño del cabezal del cepillo es importante, ya que puede afectar en gran medida a la calidad del cepillado. Los cabezales del cepillo vienen en una variedad de tamaños, pero el mejor tamaño es un cabezal de dos centímetros de alto y uno de ancho. Esto debería permitirte limpiar la parte superior, frontal y posterior de tus dientes con el mayor alcance para una limpieza máxima.

Existen cabezales más grandes, pero no son ideales para la mayoría de las personas. De hecho, pueden dificultar el acceso a esos lugares difíciles de limpiar, como las muelas de la parte posterior de la boca. Compra un cabezal más grande si es necesario, pero sólo si tu dentista te lo recomienda.

También debes comprar un cepillo de dientes que sea fácil de agarrar. Busca uno con un mango lo suficientemente largo como para sostenerlo cómodamente en la mano. Los dos minutos de cepillado recomendados van a parecer mucho más largos si tu mano no está cómoda cuando te cepillas los dientes dos veces al día.

2. El tipo de cerdas

Las cerdas del cepillo de dientes son de tres tipos diferentes: suaves, medias y duras. Esto es así independientemente de si utilizas un cepillo de dientes manual o uno mecánico. Cuando se trata de la densidad de las cerdas, el nylon suave es casi siempre la mejor opción. Esto se debe a que no harán ningún daño si tiendes a apretar demasiado mientras te cepillas los dientes.

Tus dientes pueden parecerte duros, pero en realidad pueden debilitarse por los alimentos azucarados, las bebidas ácidas o por un mal cuidado bucal. Utilizar un cepillo de dientes con cerdas medianas o duras puede empeorar las cosas al dañar tus encías, la superficie de la raíz y el esmalte que protege tus dientes. Al igual que un cabezal de cepillado más grande, sólo úsalo si tu dentista te lo recomienda.

3. Cerdas redondeadas frente a rectas

Puede que nunca te hayas dado cuenta de que las puntas de las cerdas del cepillo de dientes tienen dos formas diferentes: redondeadas y rectas. Aunque no parezca gran cosa, la forma de las cerdas de tu cepillo tiene un gran impacto en tu salud bucal.

Aunque los filamentos rectos pueden dejar tu boca igual de limpia que los redondeados, pueden ser más perjudiciales que beneficiosos. Los filamentos con puntas afiladas y dentadas son más propensos a dañar las encías al cortarlas, lo que puede aumentar las posibilidades de infecciones e inflamaciones.

Por eso debes asegurarte de comprar un cepillo de dientes con cerdas redondeadas. No sólo te ayudarán a proteger tus encías de infecciones e inflamaciones, sino que también son la mejor opción si tienes encías sensibles.

4. ¿Cepillo de dientes manual o eléctrico?

En el artículo ¿Cepillo de dientes manual o eléctrico? te explicamos todo lo que necesitas saber a la hora de decidir si usar un cepillo manual o eléctrico. Pero te adelantamos que la elección de un cepillo manual o eléctrico depende de tus preferencias personales. Ambos hacen un excelente trabajo de limpieza de los dientes. El factor más importante es que el cepillo que elijas te ayude a cepillarte durante los 2 minutos recomendados, dos veces al día, con la técnica adecuada.

Otro elemento importante para la mayoría de la gente es el coste. Los cepillos que funcionan con pilas y electricidad son más caros, y eso sin contar con los cabezales de recambio. Por otro lado, puede que te merezca la pena el coste si te ayudan a limpiar los dientes más a fondo.

Ahora que ya sabes qué tienes que tener en cuenta al elegir tu cepillo, no te marees buscando cepillos, échale un vistazo al ranking de los mejores cepillos de dientes del mercado.

Todos los derechos reservdos. La información que se publica en CurioFeed es contrastada con fuentes que consideramos fiables. Aun así no podemos garantizar que no haya errores tanto en nuestra redacción como en las fuentes que consultamos.

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.